Patrimonio Natural

Bosques autóctonos.

Trabada cuenta con más de 350 hectáreas de bosques autóctonos conformados por las “Fragas da Becerreira, da Vilapena, da  Cabanela y da Belosiña”.

Un territorio único, que espera silencioso que el visitante se acerque y disfrute de nuestras múltiples riquezas y experiencias, donde se impregnará del paraíso en estado puro. La riqueza de este pueblo, Trabada, se puede ver, escuchar, oír, oler, tocar y saborear. Un dispendio de sensibilidad para los sentidos.

Afina los sentidos, porque en Trabada la naturaleza se muestra en su máxima expresión.

Contamos también con numerosas rutas de senderismo por bosques de singular belleza natural.

Los montes, con abundantes zonas frondosas, cuenta con especies como los robles, acebos, castaños, robles,  avellanos y  madroños, se cubren por un extenso tapiz de  líquenes, musgos y hepáticas. Escenario perfecto para que múltiples especies animales como el jabalí, el corzo, la marta, el busardo ratonero, el mochuelo, el martín pescador, la salamandra gallega, el sapo, o el caracol de Quimper, se encuentran con un hábitat rico y tranquilo en el que vivir.

Estas rutas discurren entre vegetación natural y autóctona, principalmente robles y castaños. Su Belleza se acrecenta sin duda también, por los múltiples anfibios que te puedes encontrar en sus fuentes y arroyos naturales.

Vía Verde

Trabada cuenta con una vía sobre el antiguo trazado del ferrocarril minero que  transcurre por los Ayuntamientos de A Pontenova, Trabada, San Tirso de Abres y Ribadeo. Discurre muy próximo al río Eo, por medio de bosques de ribera y atraviesa seis túneles.

Actualmente se encuentran habilitados para ser recorridos unos 12km, la mitad de estos por territorio gallego y la otra mitad por tierras asturianas. Se trata de una ruta de suelo liso, amplia y tranquila apta para hacer en familia, bien caminando o bien en bicicleta. En ella atravesaremos antiguos túneles del ferrocarril, cruzaremos un puente colgante, pasaremos por apeaderos de la vía y la antigua central eléctrica de “O Lauredal”, en la que se pueden ver las instalaciones que generaban electricidad.

Reserva de la Biosfera Río Eo, Oscos e Terras de Burón

La Reserva de la  Biosfera Río Eo, Oscos e Terras de Burón es la primera reserva impulsada de forma conjunta por dos comunidades autónomas y que afecta a ayuntamientos asturianos y gallegos, entre los que se encuentra Trabada.

Fue declarada el 19 de septiembre del 2007 por la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) dentro del programa  MaB (Home y Biosfera).

Una visita donde el protagonista es el entorno que te rodea, que sin duda te sorprenderá gratamente por la belleza de sus paisajes.

//turismo.trabada.es/engl/wp-content/uploads/sites/7/2018/03/aves-trabada.jpg

Birding

Asomarse a la Ría de Abres te permitirá conocer el último tramo del estuario del río Eo, una zona predominantemente fluvial pero aún con cierta influencia marina.

Destaca una pequeña isla, habitada por chopos y carrizos, justo en medio del estuario. En la zona hay varios puntos de observación de aves y pasarelas que recurren el entorno, habitada principalmente por especies arbóreas como abedules, castaños,  robles,  nogales y pinos, que bordean los extensos y protegidos cañaverales y juncales de la zona. En ella podrás observar anátidas como la  cerceta común o el ánade azulón, limícolas, como el andarríos o el  corremuíños, pelecaniformes como el cormorán.

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies